Las mejores aplicaciones para aprender inglés




Autora: Natalia García (bio al final)Genial artículo patrocinado por English Studio.

Si hay una era informatizada, esta es la nuestra, sin ninguna duda. Vivimos en un momento dominado absolutamente por la tecnología. Mientras que hace tan solo veinte años todos los nuevos dispositivos tecnológicos de Internet se utilizaban en la industria y en el mundo de los negocios, al cabo de poco tiempo las personas de a pie comenzamos a introducir el correo electrónico y los programas de mensajería instantánea en nuestra forma de vida habitual como medio de comunicación personal.

Al cabo de pocos años, no había joven que se resistiera a la red, por lo que esta se convirtió en una herramienta indispensable para todo tipo de actividades: de información, de desarrollo personal, de ocio y entretenimiento, de recursos laborales… La informática y los dispositivos electrónicos, por medio de los cuales accedemos a todas sus ventajas, están alcanzando cotas que en ningún momento habríamos imaginado en un principio. Ahora mismo, son pocos los jóvenes y adultos que se resisten a no bucear en el inmenso océano de aplicaciones que existen tanto para teléfonos móviles como tabletas y ordenadores.

Aplicaciones para aprender inglés

Pese a que en muchos casos utilizamos este tipo de aplicaciones para nuestro disfrute y entretenimiento personales, lo cierto es que podemos encontrar productos muy interesantes que incluso nos pueden ayudar a avanzar profesionalmente. Por ejemplo, en un momento como el de ahora, en el que hablar inglés y otros idiomas se ha convertido en un imperativo categórico tanto en la formación académica como profesional, tenemos al alcance de nuestra mano aplicaciones para fomentar el aprendizaje de otras lenguas.

Babbel

Como probablemente bien sabrás, en Internet dispones de infinidad de sitios web en los que puedes acceder a temas de gramática en inglés, además de ejercicios prácticos interactivos. No obstante, la gran novedad en este sentido son las aplicaciones disponibles para sistemas móviles, ya sean teléfonos o tabletas. Una de las más interesantes es Babbel, disponible para iOS, Android y Windows Phone; con esta aplicación puedes realizar un filtrado por plataforma con el fin de elegir el idioma que te interesa de una vasta lista de lenguas disponibles. El enfoque de la aplicación es práctico, ya que está dividida en módulos temáticos con los que aprender vocabulario y frases hechas además de gramática.

Beelingo

Otra de las aplicaciones más interesantes del mercado actual es Beelingo, también disponible para Android e iOS, si bien es cierto que esta se centra únicamente en el inglés. La mayor ventaja de esta aplicación es que ofrece módulos temáticos, un diccionario, gramática y juegos y audiolibros para incluir la vertiente práctica del idioma.

AccelaStudy

 Si, por ejemplo, prefieres crear tu propio material de aprendizaje, puede interesarte AccelaStudy, a través de la cual puedes crear tus propias fichas de vocabulario en inglés o en cualquier idioma. Además, dispone de más de 2.000 palabras de 65 temas distintos. Por lo tanto, la libertad que otorga es muy amplia. Pese a que solo está disponible para iOS, tiene la ventaja de que te informa de tu evolución, de modo que puedes comprobar fácilmente si estás avanzando tanto como deseas.

Tecnología + Formación Académica

Esta es un lista muy breve de todas las aplicaciones que tienes al alcance de la mano para aprovechar todos los recursos y el tiempo posible para aprender y mejorar el inglés. No obstante, por muy avanzados que sean estos productos, nunca conseguirán reemplazar una formación académica al uso.

Estudiar en una escuela, preferiblemente en un país en el que se hable inglés, es siempre el mejor enfoque para poder realmente hablar un idioma. En los centros académicos cuentas con profesores que se han especializado en la enseñanza del inglés como lengua extranjera, por lo que la calidad de la enseñanza es máxima. Asimismo, con una aplicación es imposible completar la vertiente oral del idioma, mientras que en una clase activa no harás otra cosa que hablar y esforzarte por adquirir mayor fluidez en tu expresión. Por no hablar, por supuesto, de la facilidad que supone solventar todas tus dudas con un profesor.

En consecuencia, debes basar el uso de las aplicaciones móviles como un complemento a una formación más intensiva y adecuada para el fin que deseas conseguir. Las aplicaciones deben ser un aporte más a lo que vas aprendiendo cada día; una forma de seguir practicando por tu cuenta como trabajo personal aparte. Todavía, por desgracia o más bien por fortuna, no se ha inventado la aplicación que nos enseñe definitivamente a hablar inglés.

Autora Natalia García: “La traducción no es solo mi profesión, sino también mi vocación. Descubrí mi pasión por los idiomas a muy temprana edad y, desde entonces, no me he arrepentido del camino que tomé en su día, que hasta el momento me ha llevado a estudiar inglés en academias y vivir en países tan maravillosos como Reino Unido, Alemania o Suiza. Mis lenguas de trabajo son el inglés, el alemán y el italiano, y con ellas tengo la suerte de trabajar tanto para el sector privado como para organizaciones internacionales.”.

Si te ha gustado este post, no te olvides de suscribirte a mi blog.